Buscar en nuestras publicaciones:

En defensa de las ONG de izquierda

JAVIER PAZ

Tener valores y convicciones implica defender ideales y no personas o instituciones. Un valor fundamental de todo liberal es el derecho casi irrestricto a la libertad de expresión. Un anhelo fundamental del ser humano es el de la libertad y no existe mayor violación a esta que cuando el Estado intenta controlar las ideas, los pensamientos y las conciencias.

Por ello, ante la amenaza del inefable vicepresidente boliviano de expulsar a las Organizaciones No Gubernamentales (ONG) extranjeras que no apoyen su visión política (amenaza absolutamente creíble) debemos alzar nuestras voces y expresar nuestro total rechazo. Es irrelevante que esas ONG promuevan ideas contrarias a las nuestras o que hayan sido parcialmente culpables de catapultar a la palestra y encumbrar en el poder a los autoritarios que ahora son sus verdugos. El derecho a expresarnos libremente, a debatir ideas, a lanzar propuestas, aunque sean descabelladas y estúpidas sin sufrir represalias por parte del Estado, debe ser defendido de manera intransigente. Y este derecho debemos defenderlo para nacionales y extranjeros, para hombres y mujeres, para pobres y ricos, para creyentes y ateos, para blancos y negros, para todos.

Una sociedad libre y abierta requiere la práctica de la tolerancia. Álvaro García Linera, como buen marxista, es intolerante y autoritario; como buen marxista, quiere eliminar la disidencia, acabar con los ‘librepensantes’ y acallar amenazando, comprando o reprimiendo a quienes no comulguen con su visión política; como buen marxista, también quiere eliminar a los otros marxistas que tienen una visión similar a la suya, pero no pertenecen a su facción ni siguen su liderazgo.

Como liberal clásico, me adhiero a la carta que han firmado varios intelectuales de izquierda y expreso mi condena y rechazo a las declaraciones del vicepresidente y a la actitud represiva, totalitaria y abusiva que ha tenido este Gobierno desde su primer día en funciones.

Porque, en realidad, esto no se trata de alinearse con ONG de izquierda o de derecha, sino de defender la libertad de expresión

Tomado de  eldeber.com.bo

Búscanos en el Facebook