Buscar en nuestras publicaciones:

Quienes somos

ADESO (Asociación para la Democracia y el Desarrollo Sostenible) es una organización boliviana civil sin fines de lucro, apartidista, interesada en promover los fundamentos democráticos y contribuir al debate de ideas y de políticas públicas a través de la página Web “Opinión e Ideas”. 

MISIÓN: Nos proponemos ayudar a las personas que nos leen a ampliar la óptica con la que juzgan los fenómenos sociales de la economía, las políticas públicas, el medio ambiente y el orden institucional en Bolivia y en el mundo, poniendo a su disposición artículos y ensayos escritos por personas con un fuerte compromiso con las libertades y las ideas democráticas en general. Hacemos esto al amparo del derecho constitucional a la libertad de opinión y a la idea de que la soberanía reside en el pueblo, lo cual nos habilita a participar y opinar sobre los asuntos políticos y económicos de la nación, siempre con un lenguaje acorde con la ética y las buenas costumbres, por disposición de la Ley contra el Racismo y toda forma de Discriminación (Ley No 45 de fecha 8 de Octubre del 2010).

Búscanos en el Facebook

Noticias de la semana

eldia

Artes y Letras

El palo de escoba

MARIO VARGAS LLOSA

Para olvidarme del Brexit fui a conocer el nuevo edificio de la Tate Modern en Londres y, como esperaba, me encontré con la apoteosis de la civilización del espectáculo. Tenía mucho éxito, pues, pese a ser un día ordinario, estaba repleto de gente; muchos turistas, pero, me parece, la mayoría de los visitantes eran ingleses y, sobre todo, jóvenes.

En el tercer piso, en una de las grandes y luminosas salas de exposición había un palo cilíndrico, probablemente de escoba, al que el artista había despojado de los alambres o las pajas que debieron de volverlo funcional en el pasado —un objeto del quehacer doméstico— y lo había pintado minuciosamente de colores verdes, azules, amarillos, rojos y negros, series que en ese orden —más o menos— lo cubrían de principio a fin. Una cuerda formaba a su alrededor un rectángulo que impedía a los espectadores acercarse demasiado a él y tocarlo. Estaba contemplándolo cuando me vi rodeado de un grupo escolar, niños y niñas uniformados de azul, sin duda pituquitos de buenas familias y colegio privado a los que una joven profesora había conducido hasta allá para familiarizarlos con el arte moderno.

Leer más