Buscar en nuestras publicaciones:

Economía



Buscar por nombre:  

Mostrar   artículos por página

La prioridad no es mejorar la distribución de ingreso


(Miércoles, 15 Marzo 2017)

ROBERTO CACHANOSKY 

Uno de los temas que suele preocupar a políticos y economistas es el de la distribución del ingreso. El famoso coeficiente Gini que pretende medir la distribución del ingreso es citado en trabajos científicos y en artículos periodísticos como la palabra de Dios y en rigor, en mi opinión, cómo se distribuye el ingreso no es tan relevante como el nivel de ingreso y de pobreza.

Veamos un ejemplo. Supongamos que en el momento 1 los sectores que menos ganan tienen un ingreso de 100 y los que más ganan tienen un ingreso de 1000. La diferencia entre el que más gana y el que menos gana es de 10 veces.

Ahora bien, imaginemos que en ese país se aplica una adecuada política económica que genera un gran crecimiento, aumento del ingreso real de la población y la pobreza tiende a cero, pero el que menos gana tiene un ingreso de 1500 y el que más gana de 18.000, el coeficiente Gini va a dar que empeoró la distribución del ingreso porque el que más gana ahora tiene un ingreso 12 veces mayor que el que menos gana. Si antes la diferencia era de 10 y ahora de 12, según esta visión de la economía la gente está peor porque aumentó la brecha entre el que más gana y el que menos gana.

Sin embargo, el que menos gana ahora, gana más que el que más ganaba en el momento 1. Antes el que más ganaba tenía un ingreso de 1000 y ahora el que menos gana tiene un ingreso de 1500. A pesar de la mayor brecha entre el que menos gana y el que más gana, el que menos gana pasó a estar mucho mejor que el que más ganaba en el momento 1, con lo cual la distribución del ingreso es un gran verso populista. Basta con ver el período kirchnerista en que sus funcionarios pasaron a ser multimillonarios pero se llenaban la boca con la distribución del ingreso y dejaron a un tercio de la población sumergida en la pobreza.

El punto que quiero resaltar es que no debería interesar si algún sector tiene un ingreso muy alto respecto a los que menos ganan, sino que los que menos ganan, ganen lo suficiente como para tener una vida con todas sus necesidades más elementales bien satisfechas, capacidad de ahorro, de tomarse buenas vacaciones, acceso a buena educación, salud, etc. Lamentablemente al poner el acento en el tema de la distribución el paso siguiente es aplicar políticas de redistribución del ingreso. Se ve como moralmente correcto que los políticos le cobren más impuestos a los que más ganan para transferírselos a los que menos ganan. La famosa justicia social.

¿La desigualdad de ingresos es necesariamente incorrecta?


(Miércoles, 15 Marzo 2017)

JOSÉ AZEL 

Recientes reportes sobre distribución mundial de la riqueza muestran una tendencia al incremento de la desigualdad. De acuerdo con un informe del Boston Consulting Group, el número de familias millonarias

Por qué la regulación no evita la crisis


(Miércoles, 15 Marzo 2017)

DANIEL LACALLE 

“Nobody think the way I do, I guess that nobody cares. Your head's so full of things, so set your mind free of them, I'm breaking the rules” Ozzy Osbourne

Si usted lee artículos y libros sobre la crisis, estoy seguro de que encontrará un denominador común sobre la causa, al menos en términos generales. “Exceso de riesgo”. Y no les falta razón. Pero, en muchas ocasiones, se ignora por qué.

El último empleado formal apaga la luz


(Martes, 14 Marzo 2017)

HUGO SILES 

La actual discusión sobre la derogación o modulación del artículo 12 (parágrafo II) de la Ley General del Trabajo referida al preaviso trae a la mesa de análisis el antiguo debate entre economistas neoclásicos y keynesianos sobre: ¿cuáles son las causas del desempleo?

Populismo en Argentina: ¿se elimina cambiando la oferta o la demanda?


(Martes, 14 Marzo 2017)

ROBERTO CACHANOSKY

El gobierno de Macri ya terminó su luna de miel y la gente lo sigue apoyando por miedo a la vuelta del kirchnerismo. La política que hasta ahora vienen mostrando el gobierno es un poco la política de la extorsión: lo mío no es bueno pero es esto o vuelven los k. Habrá que analizar si existe esas posibilidad realmente.

Lo que sí se ve bastante claro es la intención k de desestabilizar al gobierno. Sabemos que el peronismo, en sus diferentes versiones, no se banca estar fuera del poder. El peronismo nació golpista con Perón participando del golpe de 1930 contra Perón, luego en el de 1943, naciendo a la vida política cuando escaló posiciones dentro de ese gobierno militar.

En esta oportunidad varios k saben que si transcurre el tiempo con ellos fuera del poder pueden terminar detrás de las rejas luego de 12 años de corrupción desenfrenada y abuso del poder. Iban por todo y se quedaron complotando para ver si pueden zafar de los casos de corrupción que siguen saltando.

Se sabía que el gobierno que siguiera al de Cristina Fernández iba a enfrentar una situación económica muy delicada. Es decir, a los 70 años de políticas económicas decadentes se le agregaba un campo minado dejado especialmente por el kirchnerismo para complicarle la vida al que viniera atrás. Y Marcri compró el discurso de onda zen que le vendió Durán Barba, junto con letra que le dan Marcos Peña y Alejandro Rozitchner donde criticar no es constructivo. Según sus propias declaraciones, inteligente es poner entusiasmo y optimismo, como si todo se lograra con dos palabras mágicas en vez de usar la ciencia para resolver los problemas. Lo mismo decía Alfonsín en la campaña electoral de 1983: con la democracia se come, se cura y se educa, y terminó su mandato 6 meses antes en el medio de una hiperinflación.

Insisto, el PRO decidió encarar la herencia populista con una política progre. Si uno observa la política económica hay avances respecto a los disparates que hacían Kicillof y Moreno, pero no es tan diferente a políticas económicas anteriores que igual fracasaron.

Cómo la desigualdad de riqueza termina eliminando la pobreza


(Miércoles, 08 Marzo 2017)

GUILERMO RODRÍGUEZ 

En el canto I de La Odisea, Atenea, tras obtener de Zeus el regreso a Ítaca del héroe, declara “Yo misma iré a las tierras de Ítaca” y leemos tras eso “Tal diciendo ligose a los pies las hermosas sandalias”. La divina Atenea calzó su sandalia porque los aqueos la imaginaban en su olímpica morada descalza, con un único par de sandalias. Sus “ricos” reyes y guerreros calzaban un único par de sandalias, el común iba descalzo. La edad del bronce fue tan pobre que pobres imaginó a sus dioses.

La pobreza es el estado natural del hombre. Nadie es naturalmente rico. Es tonto o malintencionado inquirir causas de la pobreza. La existencia misma la ocasiona. El hombre llega al mundo como el más débil e indefenso de los animales. Pero es el único capaz de crear riqueza. Los miserables grupos de cazadores y recolectores que no superaban la envidia del igualitarismo colectivista primitivo, jamás habrían alcanzado la diferenciación, el intercambio, y la riqueza, sin nuevas nociones morales que hicieron más exitosos en la selección adaptativa a quienes las adoptaron, creando la primera riqueza.

Hay desigualdad de riqueza como resultado de infinitas diferencias. Que unos sean trabajadores y otros flojos, unos talentosos y otros torpes, unos generosos y otros avaros, unos inteligentes y otros estúpidos; más incluso, que unos prefieran unas cosas y otros, otras. Que los talentos de unos y otros sean distintos y distantes. Uno ambiciona el poder sobre la riqueza, a otro le importa más el prestigio que la comodidad. Uno produce arte, excelso o insulso, sin importar como otros lo valoren. Otro investiga por el saber mismo. Hay quien descubre y produce para gustos y preferencias de muchos otros. Pero todos dependen de una sociedad rica. Somos y queremos ser desiguales en todo. No hay diversidad sin desigualdad.

¿Cómo produce riqueza un individuo? Depende de las instituciones –costumbres institucionalizadas en moral y derecho– que prevalezcan en la sociedad en que viva. Mientras más próximas a la primitiva moral envidiosa, más pobre será esa sociedad, y la vía a la relativa riqueza pasará por la violencia y el engaño criminal y/o político. La gran pregunta es qué hace sociedades ricas, pacíficas y diversas. Pues un conjunto institucionalizado de valores morales contrarios al primitivo igualitarismo envidioso.

La externalidad del genio


(Miércoles, 08 Marzo 2017)

ALFREDO BULLARD

Imagínese la vida de nuestros antepasados. En la prehistoria vivíamos en grupos pequeños, de alrededor de 40 individuos. Competíamos con otros grupos y con otras especies, incluyendo predadores. No somos particularmente rápidos ni fuertes. En general, somos bastante vulnerables.

Pero nos hemos convertido en la especie más exitosa de todas. Poblamos todas las regiones del mundo. Sobrevivimos en cualquier clima o región del planeta: desde selvas agresivas, desiertos agrestes o fríos perpetuos. Y somos la única especie que ha sido capaz de sobrevivir en el espacio exterior, incluyendo la luna.

Gracias a la tecnología que hemos desarrollado sabemos volar mejor y más rápido que el más sofisticado de los pájaros, y podemos atravesar el mar o sumergirnos en él mejor que cualquier pez. Podemos alcanzar velocidades que dejan como tortugas al más rápido de los animales. Somos el predador más eficaz de todos y hemos llegado a domesticar infinidad de especies. Rara vez somos víctimas de algún predador. Si ello ocurre, lo consideramos un lamentable accidente.

Hemos multiplicado nuestra expectativa de vida varias veces. Vivimos en ciudades con tecnologías que hacen innecesario salir a buscar agua, fuego o alimentos. Ellos vienen a nuestras casas.

¿Cómo hemos llegado a ser tan exitosos? Es difícil explicarlo. La evolución biológica explica una parte. Pero es una explicación muy incompleta.

En las cavernas, el desarrollo de un lenguaje sofisticado fue un primer paso para salir de ellas. Nos permitió intercambiar experiencias e información con bastante detalle. Se aceleró nuestro proceso de aprendizaje. Luego la pintura rupestre y mucho después la escritura nos permitieron grabar ese conocimiento e intercambiarlo con otras personas y, más importante, con otras generaciones. La invención del papel le dio movilidad a esa información y la de la imprenta lo masificó generando el estallido científico y cultural que llamamos Renacimiento.

¿La desigualdad perjudica el crecimiento económico?


(Miércoles, 08 Marzo 2017)

JUAN RAMÓN RALLO 

El debate económico sobre las políticas de redistribución de la renta suele plantearse a modo de disyuntiva entre igualdad y

La verdadera causa de la riqueza de las naciones


(Miércoles, 08 Marzo 2017)

VANESA VALLEJO 

En Latinoamérica es común escuchar gente diciendo que somos pobres porque los malvados Españoles nos expoliaron durante años. Que como se llevaron todo el oro que pudieron, quedamos condenados al estancamiento. Habría que preguntarle a quienes afirman tales cosas, ¿por qué entonces ni un solo país europeo cayó en la miseria después de que perdió las colonias? o ¿Cuál es la razón para que aquellos países que no tuvieron colonias salieran adelante y superaran, por mucho, el nivel de riqueza de Latinoamérica?

Quienes le siguen echando la culpa de nuestras tragedias a los colonizadores parecen no entender que el oro no es más que un medio de cambio. ¿Por qué los indígenas en Latinoamérica, a pesar de disponer de tanto oro, no tenían todos los inventos que había en España para esa época? Pues porque del oro no salen fábricas, o bienes y servicios deseables. Entonces, sin justificar el robo al que los indígenas fueron sometidos, es claro que no es esa la causa de que Latinoamérica no sea tan próspera como otras regiones.

Otra hipótesis, errada también, asegura que la riqueza tiene relación con los recursos naturales. Sin embargo, este mito se cae con la evidencia de países como Suiza, que sin salida al mar y con un terreno cultivable escaso que, debido al largo invierno, apenas da frutos cuatro meses al año, ha logrado posicionarse entre los países más ricos.

¿Cuál es, por ejemplo, la diferencia entre Colombia y Alemania? ¿Por qué los alemanes lograron acaparar mayor riqueza que los colombianos?

La respuesta es ahorro; capitalización. Es ahí en donde se encuentra la clave de la riqueza de una nación. Sacrificar consumo presente por futuro, sabiendo que tal renuncia permitirá, más adelante, consumir mayores cantidades y disfrutar de un bienestar superior.

Los países pobres, sin excepción, son aquellos en donde la acumulación de capital es escasa, no ha habido ahorro y por lo tanto no hay bienes de capital. La estructura productiva es cortísima, casi toda la producción se destina al consumo inmediato. En los países ricos, por el contrario, gran parte de los recursos están destinados a producir bienes que serán consumidos en el largo plazo. Hay una gran acumulación de capital porque el ahorro así lo ha permitido.

Un monumento para los intermediarios


(Martes, 28 Febrero 2017)

IVÁN CARRINO 

La economía no es el fuerte de Sergio Massa. En septiembre del año pasado, el ex candidato presidencial y actual diputado por la Provincia de Buenos Aires, había pedido suspender las importaciones por 120 días.

Viaje en el túnel del terror


(Martes, 28 Febrero 2017)

CARLOS MIRANDA

La caída de precios del petróleo, iniciada en 2014, ha sido como un viaje en el túnel del terror para todas las empresas exportadoras de crudo. Aparentemente, por la estabilidad de precios del WTI y Brent, en enero y febrero de este año, el viaje ha concluido. A su llegada, los viajeros ahora han encontrado un paisaje diferente con el gran marco del Convenio de París: la vigorosa actividad para producir electricidad con fuentes renovables y teniendo en el banco de suplentes al litio, que está pendiente de hacer su gran ingreso al sector de transporte a base de las grandes inversiones de las compañías automovilísticas y otros. Por tanto, se está en un periodo de evaluación de los efectos del viaje por el túnel del terror por todas las empresas petroleras. En tal sentido, veamos cómo están las grandes empresas petroleras estatales latinoamericanas.

PEMEX ha sido la empresa más afectada. Al efectuarse la reforma energética en México se cometieron dos errores de cálculo: al permitir la participación privada en el sector se establecieron regulaciones, como si el precio de 100 dólares/barril fuera el precio permanente del petróleo y, además, que las empresas acudirían rápidamente a firmar contratos.

La caída de los precios del petróleo no permitió a PEMEX establecer contratos y se embarcó en el viaje del túnel del terror sin contratos nuevos, pero con regulaciones nuevas y con 30.000 millones de dólares de deuda externa. Realizó el viaje con un exceso terrible de equipaje, lo que significó que al final saliera con 100 mil millones de dólares de deuda, producción menor a dos millones de barriles por día y reservas fuertemente disminuidas. Se cree que PEMEX no podrá pagar esa deuda sin una fuerte ayuda del Gobierno Federal.

La globalización


(Martes, 28 Febrero 2017)

ARMANDO MÉNDEZ

Con la asunción de Donald Trump a la presidencia de los EE.UU. es necesario volver a reflexionar sobre la temática de la globalización, de la internacionalización y de la integración de la economía mundial, debido a que tanto su discurso preelectoral como las medidas que inicialmente está tomando ponen en el tapete de la discusión este proceso, entendido, fundamentalmente, como el camino hacia la plena libertad económica, es decir, libre movimiento de las personas, de los bienes, de los servicios y del capital, entre las diferentes naciones del mundo.

Como en todo fenómeno complejo hay dificultades en encontrar una definición precisa, que pueda abarcar todo lo que hoy se está entendiendo por globalización. Desde una perspectiva es ante todo un hecho económico, pero también lo es político y puede abarcar a otras actividades más de la vida humana. Pero es un hecho que se lo vive cotidianamente siendo los medios de comunicación los que mejor diariamente no los recuerdan y, también, nos lo enseñan.

Intentando hacer una definición de la globalización, podemos señalar que éste es un proceso complejo e inevitable del desarrollo económico de la humanidad y de los pueblos, en su camino a un mayor bienestar material y que a su vez es también una exigencia para el desarrollo económico, sobre todo para los países que se denominan en proceso de desarrollo.

Debido a este hecho, hoy, los ciudadanos de un país consumen bienes y servicios provenientes de otros países y, cada vez, de manera creciente. Las empresas producen un bien ya no en un sólo país sino en varios, de manera tal, que los bienes ya no tienen una nacionalidad determinada como antes los tenían.

¿Hay que preocuparse por el déficit comercial?


(Martes, 28 Febrero 2017)

IVÁN CARRINO 

-Donald Trump está preocupado por el déficit comercial con México. ¿Tiene razón?

-El déficit de Estados Unidos con México en 2016 fue de casi US$ 60.000 millones y para el presidente norteamericano esto demuestra que el acuerdo de libre comercio entre los dos países "benefició a un solo lado". Sin embargo, Trump se equivoca y, en este tema, su pensamiento atrasa 241 años. Es que en 1776, Adam Smith publicó La riqueza de las Naciones, donde rechazó los argumentos de los mercantilistas, que buscaban tener una balanza comercial positiva.

Para Smith, este argumento era "sofista", porque suponía que "aumentar la cantidad de metales preciosos requería más la atención del gobierno que preservar o aumentar la cantidad de cualquier otra mercancía útil que la libertad de comercio, sin tal atención, nunca no suministra en la cantidad adecuada". Según el pensador escocés, el dólar es un bien más de la economía y es la oferta y la demanda del mercado la que determina su cantidad.

-¿No hay que preocuparse por el saldo de la balanza comercial?

-No realmente. Cuando un país tiene déficit comercial y "pierde dólares", eso muestra que los ciudadanos en ese país tienen más dólares de los que demandan y que, por ello, deciden canjearlos por bienes y servicios en el mercado internacional. Concentrarse en el dinero que queda en México o en Estados Unidos es mirar un solo lado de la transacción. Del otro lado hay bienes y servicios y el comercio genera beneficios para ambas partes. En nuestros hogares, todos los años tenemos un déficit comercial con el supermercado. Le damos más dinero del que él nos da a nosotros. Sin embargo, a cambio de nuestro dinero recibimos los bienes que deseamos para vivir.

Suecia, de paraíso socialista a modelo liberal


(Martes, 28 Febrero 2017)

DIEGO SÁNCHEZ DE LA CRUZ 

El economista Stefan Fölster, ha publicado un interesante informe que evalúa la senda socioeconómica que ha seguido Suecia en las últimas décadas. De entrada, Fölster apunta que el país escandinavo “era uno de los países más pobres de Europa… hasta que las reformas económicas de corte liberal adoptadas en la segunda mitad del siglo XIX lanzaron el crecimiento de manera espectacular. Ese impulso se mantuvo hasta 1970, cuando Suecia alcanzó el cuarto lugar de la lista de países más ricos de la OCDE, según el PIB per cápita”.

Desde entonces y hasta la década de 1990, Suecia siguió el camino contrario y se convirtió en el país de referencia para los socialistas de Occidente. Según Fölster, “en los años 70 y 80 del siglo XX, Suecia pasó de ser uno de los países con menos cargas fiscales a ser la nación desarrollada con más impuestos. El sector público se expandió de forma espectacular. Subió la rigidez laboral, se desarrollaron todo tipo de empresas públicas e incluso se planteó que los sindicatos pasasen a controlar las empresas. El resultado es que, dos décadas después, Suecia había caído al puesto 14 del ranking de PIB per cápita de la OCDE”.

Pero desde la década de 1990 hasta 2010, Suecia acumuló veinte años de reformas liberales que sirvieron para relanzar el crecimiento. Entre 1976 y 1995, el país escandinavo crecía mucho menos que la OCDE y la UE-15 pero, entre 1996 y 2012, ha ocurrido todo lo contrario y el país escandinavo ha recuperado el terreno perdido.

Entre 1960 y 1990, el empleo privado apenas avanzó mientras que el empleo público se disparó hasta niveles insostenibles. Esta tendencia se empezó a invertir en la última década del siglo XX, conforme el empleo privado fue recuperándose. En los veinte últimos años, el número de trabajadores públicos se redujo en 200.000 personas mientras la ocupación en el sector privado creció en 400.000 individuos.

Economía, "neoliberalismo" y capitalismo


(Miércoles, 22 Febrero 2017)

GABRIEL BORAGINA 

Es habitual escuchar en muchas partes que, una cosa es "lo económico" y otra diferente es "lo social", y que "lo social" es consecuencia de "lo humano". Quienes así "razonan" parecen creer que "lo económico" habría sido impuesto por una cuadrilla de platos voladores portando maléficos seres extraterrestres que vinieron a infectar el planeta Tierra con "el virus" de "lo económico". Y también demuestran ignorar que la economía es una ciencia social, por lo que mal podría existir el divorcio alegado entre "lo económico" y "lo social".

"Lo económico" es resultado de lo humano y cultural. Y no al revés. Ni tampoco cosas diferentes. La economía no viene de las hortalizas. Deriva del factor humano. Por eso, los que afirman que se necesita una "economía humana" ni siquiera saben que es de lo que están hablando. Y lamentablemente cada vez es más frecuente observar los casos de personas (incluso profesionales destacados) que se lanzan imprudentemente a hablar de economía sin tener la menor idea del ABC de esta ciencia, incurriendo en dislates de los más variados, como el que venimos comentando. Pero este no es el único disparate que arrojan los ignorantes en economía, hay otros más "divertidos" (hay que encontrarle el lado humorístico al tema después de todo) aunque no menos ridículos. Veamos seguidamente los más absurdos.

Bolivia es el mismísimo infierno tributario


(Jueves, 16 Febrero 2017)

LUIS CHRISTIAN RIVAS

El analista español Diego Sánchez de la Cruz hace poco publicó un estudio en PanAmPost concluyendo que Bolivia es un infierno tributario, nosotros presentamos anteriormente varios artículos sobre este aspecto: “Terrorismo tributario en Bolivia”, “Bolivia: el infierno fiscal”, “¿Don Fisco debería leer a Smith?”, “Los infiernos fiscales”, “Desplumar gansos”, etcétera, porque debe quedar claro y para nadie debe ser desconocido que Bolivia es el averno del contribuyente en Latinoamérica.

El secreto del milagro sueco


(Miércoles, 15 Febrero 2017)

MAURICIO ROJAS 

Suecia se ubica en el sexto lugar en el último índice de competitividad del Foro Mundial ( Global Competitiveness Index 2016-17) mientras que, de acuerdo a la revista Forbes, encabeza la lista de los mejores países para hacer negocios ( Best Countries for Business 2016). A su vez, entre 2000 y 2016, el crecimiento de su PIB per cápita se ubicó entre los más altos de los países avanzados. Estos notables resultados no dejan de sorprender pensando la profunda crisis que afectó a Suecia en los años 90, después de un largo período de estancamiento relativo que entre 1975 y 1990 la convirtió en el país desarrollado de más bajo crecimiento después de Nueva Zelanda.

¿Cómo se logra una transformación semejante? La respuesta más evidente es la siguiente: bajando los impuestos, limitando el tamaño del Estado y desmontando los monopolios públicos. El otro lado de la medalla ha sido una fuerte expansión del sector privado, que ha complementado sus bases industriales tradicionales con notables éxitos en áreas propias de la nueva economía del conocimiento. Algunas cifras pueden ilustrar lo ocurrido.

De 1975 a 1990 la carga tributaria aumentó del 39,4% al 50,4% del PIB, mientras que de 1990 a 2016 disminuyó al 43,5%. La evolución del gasto público es aún más notable, expandiéndose un 44,4% entre 1975 y su tope en 1993, mientras que entre ese año y 2016 se redujo un 28,8%, pasando del 69% al 49% del PIB. Al mismo tiempo, el empleo público, que había crecido espectacularmente desde los años 60, disminuyó un 18,9% de 1990 a 2015, con una reducción de más de 300.000 puestos de trabajo. Esto implica que en relación al empleo total la parte pública disminuyó del 37,7% al 28,9% de 1993 a 2015.

En su conjunto, estas cifras ilustran la mayor reducción del sector público jamás experimentada por un país desarrollado. Un aspecto importante de este proceso ha sido la desmonopolización y privatización masiva de una multitud de servicios básicos (transportes, telecomunicaciones, energía, medios audiovisuales, correo, farmacias, entre muchos otros) así como la apertura de los servicios del bienestar financiados públicamente (educación, salud, apoyo a los adultos mayores, etc.) a la oferta privada mediante diversos sistemas de vouchers o subsidios a la demanda que apoyan la libertad de elección ciudadana.

Cómo Estonia atrae empresas de todo el mundo


(Miércoles, 15 Febrero 2017)

VANESA VALLEJO 

En 1991 Estonia se liberó del yugo soviético. El socialismo, como siempre lo hace donde se establece, dejó al país en la miseria.

Educación pública es educación en manos de políticos.


(Miércoles, 15 Febrero 2017)

JUAN RAMÓN RALLO

La educación pública suele caracterizarse como uno de los mayores logros de cualquier sociedad desarrollada que se precie:

Lecciones de un sueco


(Martes, 14 Febrero 2017)

IAN VÁSQUEZ 

No es descabellado pensar que este año se podría desatar una guerra comercial entre China y EE.UU. que golpearía a la economía mundial. O que el nacionalismo siga debilitando a la Unión Europea. O que las barreras migratorias de los países ricos continúen fortificándose.

Tal desintegración sería un revés para el progreso humano, pero quienes proponen y apoyan al proteccionismo –que son muchos– lo hacen en nombre del bienestar. Por eso, esta semana la muerte de un experto en estadísticas, Hans Rosling, es un momento oportuno para tomar en serio la lectura que hizo respecto a la trayectoria de la humanidad.

Rosling era un médico sueco que se dedicó a mejorar las vidas de los más pobres del planeta y a popularizar un mejor entendimiento del estatus de los humanos basado en los datos. Lo hizo a través de videos, charlas y su impactante sitio web Gapminder.org. No se cansó de decir: “El mundo está mucho mejor de lo que muchos de ustedes piensan”. Con eso quería decir dos cosas. Primero, que en los últimos doscientos años, la humanidad ha progresado como nunca y que en décadas más recientes los pobres en el mundo han estado cerrando la brecha con los ricos a un paso acelerado respecto a indicadores claves de bienestar.

Segundo, que a pesar del impresionante progreso humano, gente educada está sumamente mal informada al respecto e insiste que el mundo está empeorando. Rosling demostró esa tendencia a través de encuestas sobre la mortalidad infantil o la tasa de fertilidad en países en desarrollo. En ellas, los suecos escogían la respuesta incorrecta con una frecuencia por encima de lo que hubiera sido el caso si hubieran escogido de manera aleatoria. Por alguna razón, las personas tienden a ser pesimistas.

JPAGE_CURRENT_OF_TOTAL

Búscanos en el Facebook