Buscar en nuestras publicaciones:

Economía



Buscar por nombre:  

Mostrar   artículos por página

Economía, "neoliberalismo" y capitalismo


(Miércoles, 22 Febrero 2017)

GABRIEL BORAGINA 

Es habitual escuchar en muchas partes que, una cosa es "lo económico" y otra diferente es "lo social", y que "lo social" es consecuencia de "lo humano". Quienes así "razonan" parecen creer que "lo económico" habría sido impuesto por una cuadrilla de platos voladores portando maléficos seres extraterrestres que vinieron a infectar el planeta Tierra con "el virus" de "lo económico". Y también demuestran ignorar que la economía es una ciencia social, por lo que mal podría existir el divorcio alegado entre "lo económico" y "lo social".

"Lo económico" es resultado de lo humano y cultural. Y no al revés. Ni tampoco cosas diferentes. La economía no viene de las hortalizas. Deriva del factor humano. Por eso, los que afirman que se necesita una "economía humana" ni siquiera saben que es de lo que están hablando. Y lamentablemente cada vez es más frecuente observar los casos de personas (incluso profesionales destacados) que se lanzan imprudentemente a hablar de economía sin tener la menor idea del ABC de esta ciencia, incurriendo en dislates de los más variados, como el que venimos comentando. Pero este no es el único disparate que arrojan los ignorantes en economía, hay otros más "divertidos" (hay que encontrarle el lado humorístico al tema después de todo) aunque no menos ridículos. Veamos seguidamente los más absurdos.

Bolivia es el mismísimo infierno tributario


(Jueves, 16 Febrero 2017)

LUIS CHRISTIAN RIVAS

El analista español Diego Sánchez de la Cruz hace poco publicó un estudio en PanAmPost concluyendo que Bolivia es un infierno tributario, nosotros presentamos anteriormente varios artículos sobre este aspecto: “Terrorismo tributario en Bolivia”, “Bolivia: el infierno fiscal”, “¿Don Fisco debería leer a Smith?”, “Los infiernos fiscales”, “Desplumar gansos”, etcétera, porque debe quedar claro y para nadie debe ser desconocido que Bolivia es el averno del contribuyente en Latinoamérica.

El secreto del milagro sueco


(Miércoles, 15 Febrero 2017)

MAURICIO ROJAS 

Suecia se ubica en el sexto lugar en el último índice de competitividad del Foro Mundial ( Global Competitiveness Index 2016-17) mientras que, de acuerdo a la revista Forbes, encabeza la lista de los mejores países para hacer negocios ( Best Countries for Business 2016). A su vez, entre 2000 y 2016, el crecimiento de su PIB per cápita se ubicó entre los más altos de los países avanzados. Estos notables resultados no dejan de sorprender pensando la profunda crisis que afectó a Suecia en los años 90, después de un largo período de estancamiento relativo que entre 1975 y 1990 la convirtió en el país desarrollado de más bajo crecimiento después de Nueva Zelanda.

¿Cómo se logra una transformación semejante? La respuesta más evidente es la siguiente: bajando los impuestos, limitando el tamaño del Estado y desmontando los monopolios públicos. El otro lado de la medalla ha sido una fuerte expansión del sector privado, que ha complementado sus bases industriales tradicionales con notables éxitos en áreas propias de la nueva economía del conocimiento. Algunas cifras pueden ilustrar lo ocurrido.

De 1975 a 1990 la carga tributaria aumentó del 39,4% al 50,4% del PIB, mientras que de 1990 a 2016 disminuyó al 43,5%. La evolución del gasto público es aún más notable, expandiéndose un 44,4% entre 1975 y su tope en 1993, mientras que entre ese año y 2016 se redujo un 28,8%, pasando del 69% al 49% del PIB. Al mismo tiempo, el empleo público, que había crecido espectacularmente desde los años 60, disminuyó un 18,9% de 1990 a 2015, con una reducción de más de 300.000 puestos de trabajo. Esto implica que en relación al empleo total la parte pública disminuyó del 37,7% al 28,9% de 1993 a 2015.

En su conjunto, estas cifras ilustran la mayor reducción del sector público jamás experimentada por un país desarrollado. Un aspecto importante de este proceso ha sido la desmonopolización y privatización masiva de una multitud de servicios básicos (transportes, telecomunicaciones, energía, medios audiovisuales, correo, farmacias, entre muchos otros) así como la apertura de los servicios del bienestar financiados públicamente (educación, salud, apoyo a los adultos mayores, etc.) a la oferta privada mediante diversos sistemas de vouchers o subsidios a la demanda que apoyan la libertad de elección ciudadana.

Cómo Estonia atrae empresas de todo el mundo


(Miércoles, 15 Febrero 2017)

VANESA VALLEJO 

En 1991 Estonia se liberó del yugo soviético. El socialismo, como siempre lo hace donde se establece, dejó al país en la miseria.

Educación pública es educación en manos de políticos.


(Miércoles, 15 Febrero 2017)

JUAN RAMÓN RALLO

La educación pública suele caracterizarse como uno de los mayores logros de cualquier sociedad desarrollada que se precie:

Lecciones de un sueco


(Martes, 14 Febrero 2017)

IAN VÁSQUEZ 

No es descabellado pensar que este año se podría desatar una guerra comercial entre China y EE.UU. que golpearía a la economía mundial. O que el nacionalismo siga debilitando a la Unión Europea. O que las barreras migratorias de los países ricos continúen fortificándose.

Tal desintegración sería un revés para el progreso humano, pero quienes proponen y apoyan al proteccionismo –que son muchos– lo hacen en nombre del bienestar. Por eso, esta semana la muerte de un experto en estadísticas, Hans Rosling, es un momento oportuno para tomar en serio la lectura que hizo respecto a la trayectoria de la humanidad.

Rosling era un médico sueco que se dedicó a mejorar las vidas de los más pobres del planeta y a popularizar un mejor entendimiento del estatus de los humanos basado en los datos. Lo hizo a través de videos, charlas y su impactante sitio web Gapminder.org. No se cansó de decir: “El mundo está mucho mejor de lo que muchos de ustedes piensan”. Con eso quería decir dos cosas. Primero, que en los últimos doscientos años, la humanidad ha progresado como nunca y que en décadas más recientes los pobres en el mundo han estado cerrando la brecha con los ricos a un paso acelerado respecto a indicadores claves de bienestar.

Segundo, que a pesar del impresionante progreso humano, gente educada está sumamente mal informada al respecto e insiste que el mundo está empeorando. Rosling demostró esa tendencia a través de encuestas sobre la mortalidad infantil o la tasa de fertilidad en países en desarrollo. En ellas, los suecos escogían la respuesta incorrecta con una frecuencia por encima de lo que hubiera sido el caso si hubieran escogido de manera aleatoria. Por alguna razón, las personas tienden a ser pesimistas.

Donald Trump es la menor de las preocupaciones de Latinoamérica


(Martes, 14 Febrero 2017)

JOSÉ NIÑO 

La elección de Donald Trump ha sacado completamente de sus casillas a los medios de comunicación y los círculos intelectuales en Estados Unidos.

No es solo eso, sino que la prensa y la intelectualidad internacionales están también sin palabras ante el ascenso inesperado de Trump a la presidencia estadounidense.

Los más notables de estos medios internacionales son aquellos se usan el idioma español, como Univisión, que calificaron constantemente Trump como una amenaza para la los hispanos e incluso argumentaron que sus políticas producirían un subdesarrollo en Estados Unidos al estilo latinoamericano. En la misma línea, otros expertos creen que la retórica y las políticas de Trump llevarán a males económicos en toda Latinoamérica.

Para empezar, el subdesarrollo de Latinoamérica es indicativo del fracaso de las políticas de estilo socialista/mercantilista que han sido elementos fijos de la mayoría de estos países mucho antes de que Trump llegara al cargo. Al contrario que Latinoamérica, Estados Unidos ha evitado en general caer en este abismo económico y continuará haciéndolo en buena medida gracias a la naturaleza de sus instituciones políticas.

Aunque haya preocupaciones legítimas acerca del impacto de las medidas económicas más proteccionistas y las políticas de inmigración de Trump, la amenaza principal para la estabilidad de los países de Latinoamérica sigue siendo la misma: sus propios gobiernos.

Mirar el PIB no es suficiente


(Martes, 14 Febrero 2017)

CASTO MARTÍN MONTERO 

Las noticias de crecimiento económico de un país son siempre esperadas y hasta celebradas cuando las cifras son positivas. Sería ilógico que sea de otra manera, pero entrar en éxtasis cada vez que el Producto Interno Bruto (PIB) crece, sin siquiera tener en cuenta otras variables económicas, termina siendo un ejercicio fatuo, y lastimosamente este parece ser el comportamiento de los funcionarios del Ministerio de Economía de Bolivia, que repiten insistentemente que el país lidera los rankings de crecimiento económico del continente basados únicamente en el crecimiento del PIB.

No hay nada más social que el libre mercado


(Miércoles, 08 Febrero 2017)

JAVIER JOVÉ 

No hay nada más social que el libre mercado. Veamos por qué.

El libre mercado y el capitalismo
El libre mercado y el capitalismo tienen una imagen muy negativa en muchas sociedades. Son vistos como sistemas avaros, individualistas, egocéntricos, carentes de humanidad y de sentimientos. Por el contrario, el estatismo es visto como algo positivo, solidario, generoso, desinteresado.

Sin embargo hay pocas cosas cuya percepción esté tan desajustada con la realidad.
Pese a esa visión tan negativa, lo cierto es que no hay nada más social que el capitalismo y el libre mercado.

El libre mercado
El libre mercado no puede darse en la soledad, requiere de la participación de otros seres humanos, pero no de cualquier tipo de participación, sino de la participación voluntaria de personas que deciden intercambiar bienes y servicios.
En definitiva, el libre mercado consiste en satisfacer los deseos ajenos ¿acaso hay algo más bello y social?

El estatismo
El estatismo y el socialismo también requieren de la participación de más seres humanos, sin embargo esa participación no es plena, es limitada en el espacio, carece de vocación universal.
El estatismo crea fronteras, aranceles, barreras al intercambio global. Constriñe, limita el alcance de la participación y de la elección humana, las posibilidades de intercambio. Se inclina a la autarquía. Además, la participación humana en el estatismo y el socialismo no se guían por la voluntariedad, sino que impera la coacción.

Ya no hay una relación de bilateralidad y horizontalidad entre dos personas que desean satisfacer sus necesidades mutuamente y que llegan a acuerdos voluntarios, sino que se rigen por relaciones verticales, de jerarquía, de ordeno y mando.

La inversión privada en Bolivia: ¿Qué hacer para impulsarla?


(Miércoles, 08 Febrero 2017)

FUNDACIÓN MILENIO 

Autoridades políticas han reclamado en varias ocasiones la falta de inversiones del sector privado, contraponiendo este comportamiento -presuntamente renuente- con el fuerte impulso a la inversión pública, en que está empeñado el gobierno para mantener el crecimiento de la economía

El lado bueno de la desigualdad


(Miércoles, 08 Febrero 2017)

IVÁN CARRINO 

El nuevo enemigo de los intervencionistas es la desigualdad de ingresos y riqueza. Sin embargo, cuando la desigualdad es resultado del éxito de los emprendedores, se vuelve netamente positiva.

La revolución industrial fue un momento de inflexión en la historia económica mundial. Por décadas y décadas la humanidad había permanecido con una bajísima tasa de crecimiento y una muy modesta expectativa de vida.

Entre el año 1500 y el 1800, un británico promedio no podía esperar vivir más allá de los 40 años. Eso cambió radicalmente después de la Revolución Industrial. A nivel mundial, el ingreso per cápita comenzó a crecer a pasos acelerados, al igual que la esperanza de vida.

Todo esto se dio, además, en el medio de un exponencial crecimiento poblacional. Así, las agoreras predicciones de Thomas Malthus quedaron refutadas. El desarrollo del capitalismo, la propiedad privada y el comercio internacional dieron lugar a este fenómeno y -a pesar de algunos contratiempos debidos a las guerras- el progreso humano no cesó desde entonces.

Claro que los defensores de la intervención estatal en la economía, los mercantilistas y los marxistas no iban a dejar que esta historia saliera a la luz tan fácilmente. Así que difundieron la idea de que, a pesar de todo el progreso derivado de la Revolución Industrial, la desigualdad había sido una de las partes más repudiables de todo el proceso.

China se desprende de su deuda americana ¿Quién gana?


(Miércoles, 08 Febrero 2017)

DANIEL LACALLE 

Este fin de semana hemos asistido a uno de los debates más típicos en el mercado. “Los Estados Unidos dependen de China porque es el mayor tenedor de su deuda”. ¿Sí o no?

No. Ese argumento es incorrecto. China no sólo no es el mayor acreedor de EEUU, es que ni siquiera es el mayor acreedor extranjero.

La deuda de Estados Unidos es de 19,9 billones de dólares. China tiene alrededor de 1,1 billones de dólares de la misma. El primer acreedor extranjero de EEUU es Japón, que ha ido aumentando su colección de bonos norteamericanos a medida que el Banco Central de Japón intensificaba su represión financiera.

El primer acreedor de EEUU, con mucha diferencia, es... EEUU. La Seguridad Social, los fondos de pensiones públicos, Medicare, etc (lean la lista completa).

A 31 de diciembre, más de 5 billones de dólares los tiene la Seguridad Social y pensiones públicas, es decir, los norteamericanos. De los más de 14 billones de dólares restantes, sólo la mitad se encuentran en manos de entes extranjeros.

China ha reducido su exposición a bonos norteamericanos durante 2016 en unos 41.300 millones de dólares, llegando a la acumulación de deuda norteamericana más baja, para China, desde 2010. Esa venta se ha dado sin ningún impacto en la demanda ni en el mercado secundario de bonos de EEUU.

El equivocado mito de que el consumo precede a la producción.


(Miércoles, 08 Febrero 2017)

ALEJANDRO RODRÍGUEZ 

Bien sabemos que el consumo es un objetivo clave de la actividad económica y la producción es simplemente su medio. Aunque parece evidente que para consumir algo, ese “algo” deba existir primero, en esta sociedad nos rodea con frecuencia la falsa idea de estimular el consumo para expandir la producción. Pero deberíamos saber que los bienes de consumo no caen del cielo, deben producirse y están al final de una larga cadena de procesos entremezclados de producción llamada “estructuras de producción” que cuanto más larga sea, producirá más y mejores bienes. Incluso la fabricación de un producto tan sencillo como un lápiz, requiere una red intrincada de procesos de producción que se extiende en el tiempo y abarca tanto países como continentes.

El proceso de formación de capital a través de “La Teoría Austríaca del Ciclo Económico” fue expuesto por Ludwing Von Mises en 1912 y desarrollado por F.A. Hayek en 1930. El mismo plantea claramente las etapas que deben sucederse para incrementar la productividad, lograr un aumento considerable en el consumo y con ello mejorar la calidad de vida para la población, incluyendo mejoras en el salario. Pero sucede que es un proceso natural, no estimulado artificialmente por los gobiernos de turno a través de sus bancos centrales.

El proceso inicia con un cambio en las preferencias temporales por parte de los consumidores, es decir, ahorristas que a través del precio del dinero (la tasa de interés) valoran más el consumo futuro que el consumo presente y el incentivo es justamente la tasa de interés que recibirán a cambio.

Ahora bien, ese cambio en las preferencias temporales producirá en el corto plazo un aumento considerable del ahorro y esa mayor liquidez en el sistema llevará a una caída posterior en la tasa de interés.

Un plan para devolver la dignidad a Venezuela


(Miércoles, 08 Febrero 2017)

DANIEL LACALLE 

CONCLUSIONES

El desastre perpetrado en la economía venezolana por el chavismo no se puede solucionar en poco tiempo y no puede intentar solventarse desde políticas intermedias.

El calvario de los contribuyentes


(Miércoles, 08 Febrero 2017)

EDUARDO BOWLES 

Durante los últimos años hemos venido ocupando los puestos menos honrosos en un ranking de países donde es más complicado pagar impuestos, debido a la cantidad de pasos, trámites y recovecos burocráticos que se han que seguir para cumplir con las obligaciones tributarias. Un reciente informe publicado por el portal PanAmPost con la elaboración de un especialista español, califica a Bolivia como un “infierno impositivo” y lo ubicó en el primer lugar del continente respecto a las exigencias a las empresas y los ciudadanos.

¿Son o no son importantes las exportaciones?


(Miércoles, 08 Febrero 2017)

GARY RODRÍGUEZ 

Cuando las exportaciones del país subían y subían sin parar, haciendo que los dólares llegaran a raudales -como nunca en la historia- provocando altísimos e inimaginables superávits haciendo que las Reservas Internacionales Netas (RIN) del Banco Central de Bolivia (BCB) treparan y treparan, era para festejar.

Castigar la riqueza no ayuda a los pobres


(Miércoles, 01 Febrero 2017)

IVÁN CARRINO 

El tema de la desigualdad social no es nuevo. Ya en 1849, el padre del comunismo, Carlos Marx, planteaba que no importaba que una casa fuera grande o pequeña, siempre y cuando las que la rodearan fueran de igual tamaño. A renglón seguido, advertía que “si junto a una casa pequeña surge un palacio, la que hasta entonces era casa se encoge hasta quedar convertida en una choza”.

A Marx no le importaba cuál fuera el ingreso o la riqueza de una persona, sino solo en comparación con la de los demás. Volviendo al presente, el 16 de enero, la organización internacional OXFAM publicó su informe anual sobre la desigualdad económica en el mundo. De acuerdo con esta organización, “la súper concentración de riqueza sigue imparable” y los 8 hombres más ricos del mundo poseen la misma riqueza total que las 3.600 millones de personas más pobres del planeta.

Dado que Oxfam cree que la desigualdad económica derivará en inestabilidad y caos social, pide “gobiernos que apuesten por una visión de futuro (…) grandes empresas que antepongan los intereses de trabajadores y productores (…) y que el sistema fiscal sea justo y progresivo”.

En otras palabras, pide más impuestos a los ricos y más controles para combatir el capitalismo. Con una metodología altamente cuestionable, Oxfam quiere “Una Economía para el 99%”, que “desconcentre” la riqueza del 1% más rico de la sociedad.

Ahora el problema más fundamental con este planteo es que desconoce el rol que ese 1% ha tenido en la mejora de las condiciones de vida de la humanidad.

Proteccionismo versus libre comercio


(Miércoles, 01 Febrero 2017)

ARMANDO MÉNDEZ

Donald Trump al prestar juramento como 45º presidente de EE.UU. dejó el mensaje de que su política de comercio internacional será proteccionista, no sólo al sostener con vehemencia que primero está EE.UU., lo cual no habría nada que observar, si es que no le añadiese que él protegerá su país de los “estragos” – según él- que provoca el libre comercio mundial.

Su lema es “compre estadounidense y contrate estadounidenses”. Amenaza con renegociar el acuerdo de libre comercio suscrito con México y Canadá y ha retirado a su país de la Alianza Transpacífica (TPP) que abarcaba a doce países y que en conjunto representan el 40 % de la economía mundial.

Si se observa el comportamiento del comercio mundial con datos desde el año 1960 en adelante, que el Banco Mundial procesa, se observa que la tendencia es a su expansión, lo cual es bueno para el bienestar de los pueblos. Los países cada vez exportan e importan más. Al hacerlo producen más en lo que son eficientes para vender al resto del mundo, con lo cual compran aquello que necesitan y son menos eficientes en su producción. Es decir, venden en lo que tienen ventajas comparativas y competitivas y compran en lo que no tienen. La apertura de la economía se mide sumando el total de exportaciones de bienes y servicios con relación al PIB con el total de importaciones, también con respecto al PIB.

Para el año 1960 se tiene un dato que indica que la apertura de la economía mundial alcanzó al 24 % del PIB mundial, habiendo subido al 60 % en 2014, con una leve baja en 2015 que alcanza al 58 %. En general, se observa que los países últimamente han reducido su apertura económica.

Apertura de economía, no es instrumento antiinflacionario


(Martes, 31 Enero 2017)

ROBERTO CACHANOSKY 

La apertura de la economía no tiene por objeto frenar la inflación, es un instrumento para mejorar la eficiencia de la economía.

La semana pasada, el ministro de Producción argentino Francisco Cabrera afirmó que el Gobierno estudia abrir las importaciones para generar “competencia” y frenar una suba de precios. Específicamente argumentó: “Si esto fuera así (que se verifique aumentos de precios), vamos a incentivar la competencia. Hay básicamente tres herramientas para hacerlo, y la que es a corto plazo y mucho más efectiva, es la competencia por el comercio internacional, es decir, la apertura para que se compita con artículos importados cuando se dispara algunos precios en el mercado interior”.

La apertura de la economía no tiene por objeto frenar la inflación. Ese es un problema monetario. La apertura de la economía es un instrumento para mejorar la eficiencia de la economía, generar más competitividad e inversiones y aumentar el ingreso real de la población. Con la apertura de la economía la gente accede a bienes de mejor calidad y a precios más bajos, con lo cual se beneficia el consumidor. En consecuencia abrir la economía nunca debe ser una amenaza para frenar la inflación, al contrario es un beneficio para el consumidor.

Dado que una economía cerrada deja al consumidor con menos opciones para comprar, siempre es expoliado por el empresario protegido que le vende a precios más caros productos de baja calidad. En la Argentina lo podemos ver con los celulares, computadoras e infinidad de otros productos.

Las pensiones ¿para el agro?


(Martes, 31 Enero 2017)

JAVIER PAZ

Los fondos de pensiones deben tener un bajo riesgo, ya que su objetivo no es incrementar el patrimonio, sino garantizar los flujos a los jubilados. Por ello las inversiones que realizan son principalmente en bonos de empresas solventes, que no pagan un retorno alto, pero son estables y de bajo riesgo.

JPAGE_CURRENT_OF_TOTAL

Búscanos en el Facebook